Boletín 46: Ritual

¡Hola! Comencé a beber café hace bien poco porque nunca necesité de cafeína. Lo que sí me atraía era su aroma. Fantaseaba con los matices del amargor en mi paladar. Imaginaba la persistencia de las notas más poderosas en mis papilas gustativas. Y así, como por curiosidad, hará cosa de un año me bebí un café.

Read →